viernes, 20 de marzo de 2009

LA MUERTE DE LUPE VELEZ

Hola, amigos:

Hoy vamos con una historia de las que ponen los pelos de punta, y no es de miedo. Es sólo un ejemplo de lo que puede pasar cuando planeas tu muerte al detalle. No os perdáis el final.

María Guadalupe Villalobos Vélez, mas conocida como Lupe Vélez, nació en México mas o menos en 1908. Hija de una prostituta de alto standing, de su padre nada se sabe. En 1921 su madre la envió a estudiar en un colegio de monjas estadounidense en San Antonio, Texas, pero tuvo que abandonarlo muy pronto para ayudarla económicamente. Trabajó como dependienta en una tienda, comenzó a tomar lecciones de baile y en 1924 encontró trabajo como bailarina en el Teatro Principal de Mexico DF.

Allí la descubrió Hal Roach, el gran mentor de Stan Laurel y Oliver Hardy (El Gordo y El Flaco), que se la llevó a Hollywood para que interviniese en las comedias de la popular pareja cómica. Después de filmar algunos cortos consiguió un buen papel en la película "El gaucho" (1927) junto al popular Douglas Fairbanks y a partir de ahí comenzó su período más importante como actriz.

Su belleza y gran personalidad la convirtieron muy pronto en una estrella. En 1928 fue elegida como una de las WAMPAS Baby Stars, lo que hoy sería el ranking de las diez mujeres mas deseadas del mundo, y ya no paró de trabajar, sobre todo tras la aparición del cine sonoro. También tocó el teatro y los musicales de Broadway, donde llegó a compartir cartel y estrellato con Cole Porter, y la radio, donde llegó a ser una diva nacional en México.

Como todo tiene un pero, la parte mala de nuestra amiga era precisamente ese carácter que la hacía irresistible para las masas. Conocida como "la mexicana explosiva", su vida sentimental era tormentosa y pasto de la prensa rosa de la época, sobre todo tras sus romances con Gary Cooper y Charles Chaplin. En 1933 contrajo matrimonio con Johnny Weissmüller, el primer Tarzan.

La relación fue apasionada, violenta y excesiva. Montaban escándalos continuamente sin importar donde estuvieran, como un día que a Johnny se le fue la cabeza en un restaurante y volcó una mesa llena de comida encima de su mujer. Su amor-odio llegó al extremo de que en una ocasión, durante el rodaje de una de las películas de Tarzán, a Weissmuller no le hizo falta maquillaje alguno para unas heridas. Ya se había encargado Lupe de clavarle bien las uñas en uno de los arrebatos de pasión que tan bien se le daban. El matrimonio duró cinco años. Después se separaron dejando un reguero interminable de trifulcas públicas y Lupe continuó con su retahila de amantes.

Poco a poco fue cediendo protagonismo a las nuevas estrellas. La avidez de caras nuevas y su evidente falta de talento propiciaron que Hollywood la fuese relegando al olvido. Sus gastos superaban con mucho sus ingresos, pero era incapaz de dejarse de caprichos extravagantes como bañarse en champagne, y entró en un estado de depresión que la condujo al alcohol y las drogas.

En 1944 se quedó embarazada de su último amante, el actor austriaco Harald Ramond. Ante la negativa de Ramond a casarse con ella, Lupe Vélez decidió que su vida no tenía sentido y tomó la decisión de suicidarse. Tenía 36 años. Pero ella era una estrella, una diva, y no iba a hacerlo de cualquier manera. Lo haría de forma que su recuerdo permaneciese en la retina del mundo para siempre.

La última noche de su vida quedó para cenar con sus dos mejores amigas, Estelle Taylor y Benita Oakie. Cenaron comida mexicana en cantidades abundantes, bebieron brandy, fumaron y pasaron una buena velada. Al acabar la cena, Lupe se dirigió a su casa de North Rodeo Drive. Había decorado su dormitorio con cientos de ramos de flores y velas encendidas. Se peinó, se maquilló y se depiló cuidadosamente el pubis, de manera que el vello tenía la forma de un corazón.

Escribió una nota de despedida y la dejó en su mesilla de noche. Luego abrió un frasco de tranquilizantes, se tomó setenta y cinco pastillas, se tumbó en la cama completamente desnuda y esperó a que las píldoras hicieran efecto. La disposición de su cadáver, cuidadosamente preparado por ella misma, sería como una huella indeleble para el mundo formando una imagen hermosa y extraordinaria al ser encontrado.

Pero las cosas no salieron como esperaba. Cuando su asistenta abrió la puerta del dormitorio las velas ya estaban apagadas y las flores seguían allí, pero Lupe no estaba en la cama. La criada vio un rastro de vómito que llegaba hasta el cuarto de baño, abrió la puerta y la encontró con la cabeza dentro de la taza, muerta.

El exceso de comida y bebida ingerida durante la cena hizo reacción con los tranquilizantes. Hacia medianoche vomitó en la cama y medio atontada por las pastillas se dirigió al baño entre arcadas. Tras la última pisó su propio vómito y resbaló, dándose en la cabeza con el lavabo y cayendo inconsciente en la taza. Allí murió ahogada. Cuando la sacaron, su cara tenía un aspecto dantesco, debido al golpe y al maquillaje desfigurado por el agua.

Irónicamente, consiguió parte de su propósito. Las circunstancias en que fue hallado su cadáver provocaron una catarata de portadas en la prensa y los comentarios acerca de su muerte estuvieron en boca de Estados Unidos y México durante muchísimo tiempo.

Los restos mortales de Lupe Vélez están depositados en la Rotonda de las Personas Ilustres del Panteón de Dolores de la ciudad de México.

Besos a tod@s

14 comentarios:

Anónimo dijo...

Querido Mike, últimamente te superas con estas historias contemporáneas y llenas de excesos... me estaba frustrando tanta ilustración.

Por cierto, a ver si me dedicas algún episodio internacional...

Lucrecia Borgia

Marián dijo...

Esta historia no viene sino a corroborar que nadie es dueño de su destino... si no, que se lo digan a la pobre Lupe que se organizó una muerte de lo más divina y glamourosa y al final la palmó de la forma más grotesca inmaginable y dando lugar a un espectáculo esperpéntico...
María Glamour

Anónimo dijo...

Esa famosa lupe velez me parece que estaba mal de la chaveta. Escandalosa y paranoica.Eso lo da a veces la fama y el dinero.Las estrellas se deslumbran y ¡Zuahhh! caen en pozo hondo.Verdaderamente su historia es lamentable y el hombre que le tocó por marido ni se diga de lo loco era.Aquel tarzan de los monos

Anónimo dijo...

Muchas gracias por la historia, muy interesante. Irónicamente, su estrella en el Paseo de la Fama está al lado de la de Michael Jackson, otro fallecido por exceso de drogas...

javier meoño avila dijo...

lupe velez tuvo una brillante carrera cinematografica en hollywwod al igual que sus compatriotas dolores del rio, ramon novarro.El problema de la bella LUPE era su caracter tan explosivo, talvez aarastraba problemas emocionales.
Murio muy joven, todavia le quedaba mucho que hacer en el cine,para ella mi sincero homenaje

JAVIER MEOÑO AVILA dijo...

LUPE VELEZ ocupara por siempre un lugar de importancia en el SALON DE LAS DIOSAS DE HOLLYWOOD,al igual que JEAN HARLOW, LORETTA YOUNG,MYRNA LOY,CAROLE LOMBARD,ROSALIND RUSSELL,JOAN CRAWFORD NORMA SHEARER,DOLORES DEL RIO Y UN LARGO ETCETERA.
BENDITAS SEAN Y QUE SUS NOMBRES PERDUREN PARA SIEMPRE.

Anónimo dijo...

Tan bonita que era, tenia todo un futuro prometedor, debio ser terrible su dolor para atentar contra ella misma, en estos tiempos ella solita hubiera sido muy feliz con su bebito sin tener que recurrir a algo asi

fam . de lupe dijo...

que??? su mama prostituta!!! solo hablas por hablar . investiga bien y luego escribes, la criada la mato y se quedo con todo por si no sabes.

kizzy dijo...

Haciendo referencia a esta historia de la truculenta muerte de la estrella, me insisten en que es un bulo.

Anónimo dijo...

Puras mentiras y chorradas en este artículo.

http://es.wikipedia.org/wiki/Lupe_V%C3%A9lez

Anónimo dijo...

Me parece que se le ha corrido el tiesto al autor da esta nota. Ni su madre era una prostituta de alto standing ni murió con ka cabeza dentro del water.

Anónimo dijo...

No sucedió así como lo menciona, su madre no era una prostituta y su pade peleo en la guerra civil mejicana, creo que le falto más rigor

Mauricio Gómez dijo...

Ya es oficial, gracias a la publicación de la primer y única foto de la escena de la muerte de Lupe, que no fue encontrada en el baño como un autor americano publicó alguna vez. Y tampoco se desnudó. Lupe fue encontrada en el suelo a un lado de su cama, vestida. Puedes buscarlo en google. La foto se publicó el marzo pasado (2013).

Jorge Coronado dijo...

La publicación de este articulo es puro amarillismo, primero hay que investigar bien antes de escribir. Ni su madre era prostituta y su padre fué un militar que participó en la revolución mexicana. Por respeto a la actriz, también debe precisarse que no murió ahogada en el baño, ni desfigurada de su cara, solo basta ver fotos de su funeral para darse cuenta que ni en el ataúd perdió su gran belleza.